Help

jakob-lorber.cc

Capítulo 1 Obispo Martín

11. Martín esperó un rato, mirando atentamente en torno suyo para ver por qué lado iban a presentarse los tres; pero nadie vino.

12. Repitió la petición algo más alto y esperó de nuevo, pero en balde. Nadie se presentó.

13. La tercera vez la súplica fue aún más fuerte, pero, como antes, también sin éxito.

14. Martín empezó a inquietarse profundamente y, como su situación se volvía cada vez más desesperada, se lamentó: «Ay, ¡válgame Dios! (estas palabras no eran sino una muletilla que siempre solía pronunciar) ¿Qué es esto? He llamado ya tres veces y todavía en vano...

Capítulo 1 Vista móvil Aviso legal