Help

jakob-lorber.cc

Capítulo 3 Aclaraciones de Textos Bíblicos

5. Y ved, ¡lo mismo pasa con un ser humano que se ha despertado por los Mandamientos del Amor! Él es un edificio sobre una roca. Los vientos que llegan y que chocan contra el edificio, lo secan y hacen que tenga sed, ¡estas son las ansías nobles de reconocer cada vez más al Creador de todas las cosas, para que en este reconocimiento puedan crecer en el Amor a Él! El chaparrón que sigue son las obras que el sediento recibe para leer. Él las absorbe ávidamente en su interior, con lo que después siempre se entera cómo por su absorción las rajas aún no cerradas, poco a poco quedan más rellenadas y transformadas en un baluarte. Y cuanto más del chaparrón cae sobre este edificio, tanto más sólido llega a ser el edificio por cada chaparrón.

6. ¡Pero qué efecto más diferente surten las tormentas y los chaparrones cuando se trata del edificio que en las profundidades estaba construido sobre arena suelta! Cuando ahí se presentan las tormentas y empujan el edificio poco estable, sacudiéndolo. Y cuando luego vienen las aguas producidas por los chaparrones, ¡entonces se acabó lo del edificio! Porque los vientos pulverizan las murallas ya rajadas — rajas y rotos cuya causa son el suelo inestable; y cuando luego vienen las aguas que con facilidad derrumban todo el edificio, lo arrastran a cualquier corriente cercana de la perdición.

Capítulo 3 Vista móvil Aviso legal